Maldivas, el paraíso está a tu alcance

Pensar en Maldivas es imaginarnos en sus playas vírgenes de arena blanca, sus cocoteros y sus aguas turquesas, tan perfectas que no parecen reales. Los exclusivos resorts que salpican este paraíso, se han convertido en el lugar soñado para disfrutar de unas vacaciones perfectas.

Pero este archipiélago, que cuenta con 26 atolones y más de un millar de islas de coral, es más que un paraíso vacacional. Maldivas es un paraíso natural, un territorio con una biodiversidad marina única y con una identidad cultural propia. Descubrir este fascinante universo es posible con ofertas de viajes únicas.

Imagínate viajar a Maldivas con todo lujo de comodidades por un precio inmejorable, pues es posible, aquí puedes encontrar las mejores ofertas para hacer tu sueño realidad. Pero conozcamos un poco mejor el destino para ir preparando las maletas.

Todo lo que has de saber sobre Maldivas

A pesar de que no es un país de grandes dimensiones, Maldivas tiene una larga historia, donde el turismo sólo juega un pequeño papel. Hace millones de años, cuando el actual archipiélago era tan sólo una cordillera volcánica de casi mil kilómetros de longitud, se fueron formando arrecifes de coral circulares alrededor de las islas. Éstos, con el tiempo, fueron creciendo y formando los actuales atolones, al mismo tiempo los conos volcánicos se iban hundiendo.

Irónicamente, la República de las Islas Maldivas es el país más llano del mundo, cuyo punto más alto por encima del nivel del mar apenas alcanza los tres metros. Curiosamente este país es la cúspide de una cordillera submarina de miles de metros de altura.

Un poco de historia

Los primeros pobladores llegaron a las islas hace 2.500 años desde las costas de Kerala y de Sri Lanka. De ahí que la cultura maldiva tenga raíces tamiles y cingalesas, aunque es la tradición musulmana la que históricamente ha arraigado en el archipiélago. Ya en la era moderna fue colonia portuguesa, holandesa e inglesa, y se independizó del Reino Unido en 1965, dando origen tres años después a la República de las Maldivas.

Fue a partir de entonces cuando se inició el boom del turismo, propiciado por la latitud ecuatorial de las islas y sus agradables temperaturas durante todo el año. Eso sí, en función de los monzones puede haber diferencias climatológicas entre los atolones del norte y los del sur.

La cultura maldiva

La cultura de las Maldivas proviene de diversas fuentes, la más importante de todas es su proximidad a las costas de Sri Lanka y la India del Sur. La población es mayoritariamente de origen indoaria desde el punto de vista antropológico.

La lengua mayoritaria es de origen indoiraní sánscrito. El idioma Dhivehi está estrechamente relacionado con el idioma cingalés. Según las leyendas, la dinastía real que gobernó el país en el pasado tiene su origen allí. Es posible que estos antiguos reyes llevaran el budismo del subcontinente, pero esto es algo que no está probado.

El mar, protagonista indiscutible de Maldivas

El mar, que constituye el 99 % de la superficie del país, es el eje alrededor del que gira la vida en las Maldivas. Junto al turismo, la pesca es el motor de la economía. Las tradicionales barcas de los pescadores de las islas Maldivas, son uno de los iconos de la vida local, y el Mercado del Pescado de Malé, toda una institución. Cómo no, el pescado es la estrella de la cocina maldiva, una deliciosa gastronomía de influencias indias, en la que el coco y las especias son también protagonistas.

Sus fondos submarinos, llenos de una increíble biodiversidad, se cuentan entre los más bellos del planeta, y en sus aguas podrás practicar todo tipo de deportes acuáticos y vivir experiencias únicas. Hacer safaris para admirar su gran biodiversidad marina, avistar ballenas, nadar con delfines o bucear junto a restos de naufragios o al lado del pez más grande del mundo, el espectacular tiburón ballena, son sólo algunas posibilidades.

Por la noche, contemplar las noches estrelladas en la playa también tiene su encanto. Además, en algunas playas como las de la isla Vaadhoo, en el atolón Raa Atoll, podremos admirar el fenómeno de la bioluminiscencia, en que el fitoplancton brilla bajo el agua como si fueran luces de neón o luciérnagas submarinas, un fenómeno singular que sólo se da en algunos puntos del planeta.

Un país con conciencia ecológica

Para preservar toda la belleza de su paisaje y la riqueza medioambiental, el país está muy comprometido en la apuesta por las energías renovables. Conscientes de su vulnerabilidad al cambio climático y a la posible subida del nivel del mar, el país y sus centros turísticos apuestan por la sostenibilidad. El objetivo es que para el año 2020 se reduzcan las emisiones de carbono a la mínima expresión.

Incluso como turista es posible participar en actividades relacionadas con la preservación del medio ambiente, como la reforestación de corales. Una actividad que además de divertida, te plantea la posibilidad de cuidar el lugar que visitas para que muchos otros puedan seguir disfrutándolo durante el mayor tiempo posible.

Con todo esto, ya puedes preparar tu viaje a Maldivas y descubrir de primera mano cómo es vivir en el paraíso.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*